Un acusado de homicidio en muerte de mujer desaparecida

0

El alguacil del condado Harris, Ed González, confirmó este miércoles que un hombre de 46 años fue acusado del homicidio de Rebecca Suhrheinrich, desaparecida desde el pasado viernes. Jeffery McDonald enfrenta cargos que le pueden significar la cadena perpetua.

La Oficina del Sheriff del Condado de Harris dice que Jeffery McDonald, de 46 años, acusado del asesinato de Rebecca Suhrheinrich, fue arrestado poco después de la medianoche. Fue visto en medio de la calle, quitándose la ropa. Lo llevaron a atención médica ya que parecía estar bajo la influencia de drogas.

El caso de la mujer de 58 años llamó la atención, luego de que esta no apareciera a trabajar en la oficina donde laboraba como contadora ni el viernes ni el lunes.

Este martes en la mañana, investigadores de policía recuperaron el cuerpo de una mujer en el Greens Bayou y aunque están a la espera de la autopsia del cadáver, estos creen que se trata de Suhrheinrich.

Las autoridades dicen que McDonald y Suhrheinrich habían estado saliendo durante aproximadamente un mes. Los testigos dicen que McDonald fue visto frecuentemente en el departamento de Suhrheinrich.

Los vecinos dicen que a menudo escucharon a Suhrheinrich peleando con un hombre, pero dicen que el jueves pasado las cosas se pusieron feas.

Se desconoce si McDonald fue el hombre con el que se le escuchó discutir, pero una vecina recordó un escalofriante relato de los momentos finales de Suhrheinrich la noche antes de su desaparición. Dice que los gritos se hicieron más y más fuertes.

“Es muy impactante, quiero decir, cuando escuchas que sucede en este momento. El jueves por la noche estaba sucediendo cerca de mí, y mi primo escuchó a alguien decir: ‘Ayúdame'”, explicó Ashley.

Poco después, Ashley dice que escuchó grandes golpes contra la pared.

“Era como si una persona o un objeto hubiera sido arrojado contra la pared, entonces yo estaba como, ‘¿Debería llamar a la policía, porque siempre están peleando?’ Mi primo y yo pensamos que nos ocuparemos de nuestros asuntos” dijo Ashley.

Al día siguiente, la contadora de 58 años no se presentó a trabajar. Los compañeros de trabajo preocupados llegaron a la casa el lunes después de que ella no volvió a presentarse.

Los investigadores dicen que el apartamento estaba cerrado, pero en desorden, y fue entonces cuando comenzaron a hablar con los vecinos y buscar pistas.

“Dijeron que había mucha sangre en el apartamento y que ella estaba desaparecida, así que realmente me alarmó”, dijo la vecina Helena Curvey.

Un médico forense está programado para realizar una autopsia para identificar positivamente el cuerpo y determinar la causa de la muerte.

 

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY