Por Primera vez una Mujer Aparecerá en el Billete de 20

Jack Lew, secretario del Tesoro, anunció el miércoles que Alexander Hamilton permanecerá en el billete de $10 dólares y que Andrew Jackson cederá su lugar en el de $20 a la activista proderechos civiles, Harriet Tubman.

0

Jack Lew, secretario del Tesoro, anunció el miércoles que Alexander Hamilton permanecerá en el billete de $10 dólares y que Andrew Jackson cederá su lugar en el de $20 a la activista proderechos civiles, Harriet Tubman.
Esta es la primera ocasión en la que una mujer ocupa tal lugar.
Tubman fue una activa líder abolicionista, quien por muchos años estuvo sometida a la esclavitud y que fue pieza clave para lograr liberar a cientos de esclavos, a quienes ayudaba a escapar a través de una ruta ferroviaria.
Luego de la aprobación de una ley especial que obligaba a los estados del norte a devolver a los esclavos a sus amos, siguió organizando las huídas esta vez a Canadá y logró incluso concretar el rescate de sus padres.
Tubman reemplazará al presidente de Andrew Jackson en los billetes de 20 dólares en lo que constituye la primera vez que una mujer negra figura en la moneda estadounidense.
Nacida en Araminta Ross en 1829, el nuevo rostro de los 20 dólares estadounidenses es el de una mujer que fue una luchadora por la libertad de los afroamericanos.   Tras escapar de la opresión, realizó trece misiones de rescate en las que liberó a cerca de setenta esclavos utilizando la red antiesclavista conocida como ferrocarril subterráneo. Además, luchó por conseguir el sufragio para las mujeres.
En 1849, Tubman escapó a Filadelfia. Tras ello, regresó inmediatamente a Maryland para rescatar a su familia.Poco a poco, fue sacando del estado a sus diversos parientes, en ocasiones guiando personalmente a docenas de esclavos hacia la libertad. Viajando de noche y en extremo secreto, Tubman (o “Moisés”, como era llamada) “nunca perdió un pasajero”.
A lo largo de los años se ofrecieron diversas recompensas por la captura de los esclavos huidos, pero nunca se supo que Harriet era quien estaba ayudándolos. Cuando la Ley contra los esclavos fugitivos se aprobó en 1850, ayudó a muchos a huir hacia Canadá.
Debido a que sus viajes de regreso a la tierra de la esclavitud  suponían un serio riesgo, utilizaba diversas técnicas para evitar ser descubierta.
Se disfrazaba con un gorro y llevaba dos pollos vivos para dar la impresión de ser una vendedora ambulante. En una ocasión caminando por el Condado de Dorchester se encontró con uno de sus antiguos propietarios, para evitar ser reconocida, tiró de las patas de los animales que transportaba y la agitación evitó el contacto visual entre ambos. En otra ocasión coincidió con otro antiguo propietario en un tren, entonces tomó un periódico cercano y, aunque era analfabeta, empezó a simular que lo leía; el hombre la ignoró. Su fe religiosa fue una importante motivación para aventurarse una y otra vez en Maryland.
A su muerte en 1913 fue enterrada con honores militares en el cementerio de Fort Hill, en Auburn.
La ceremonia se convirtió en un importante tributo a su memoria. Su casa fue restaurada por la Iglesia Episcopal Metodista Africana Sion. Convertida hoy en día en museo y centro de difusión, recibe gran número de visitantes.

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY