Peña Nieto Recibió las Llaves de Houston

El alcalde Sylvester Turner afirmó que México y esta ciudad comparten lazos culturales y económicos muy estrechos y deben unirse más, incluso en el sector energético. “Nuestra ciudad agradece la alta relación con México y nuestra contribuciones culturales y cívicas de la vibrante comunidad mexicana en Houston”, dijo.

0

El alcalde Sylvester Turner afirmó que México y esta ciudad comparten lazos culturales y económicos muy estrechos y deben unirse más, incluso en el sector energético.
“Nuestra ciudad agradece la alta relación con México y nuestra contribuciones culturales y cívicas de la vibrante comunidad mexicana en Houston”, dijo.
Sin hablar de la población mexicana que viven en esta ciudad, Turner indicó que es muy diversa y eso es “valuarte” de su éxito. El alcalde, además, invitó a Peña Nieto al Super Bowl que se celebrará en 2017 aquí. En reciprocidad, el Presidente lo invitó a que en noviembre de este año visite la Ciudad de México, donde se jugará el partido de la NFL entre los Texanos de Houston y los Raiders de Oakland, en el Estadio Azteca. “He tenido oportunidad de platicar con el Alcalde y celebro que compartamos esta visión de dos naciones, como lo es México y Estados Unidos, donde sin duda somos dos comunidades que en distintas formas nos estamos integrando”, expresó.
El Presidente fue recibido por el embajador de México en EE.UU., Miguel Basáñez, y la jefa de protocolo de la alcaldía de Houston, Deanea LeFlore.
El presidente sostuvo este lunes un encuentro con el gobernador Greg Abbott y asistió a la ceremonia de inauguración de la Conferencia Internacional sobre asuntos energéticos (IHS CERAWeek), en la cual fue reconocido por su impulso a la transformación de este sector en México, a partir de la Reforma Energética.
Durante la reunión con el gobernador texano se manifestó el compromiso de ambos gobernantes por fortalecer la relación bilateral en temas como energía, comercio, educación, migración y turismo.
Anuncia jugosos negocios
privados a trasnacionales
A partir de abril, México entrará en una nueva fase de la reforma energética luego de que, en Houston, el presidente Enrique Peña Nieto anunciara que se adelantará la importación de gasolinas y diésel.
Y no sólo eso, pues también dijo que se realizará la más importante licitación de electricidad desde que entró en vigor la reforma energética y confirmó la licitación de yacimientos en aguas profundas para diciembre.
Frente a la cúpula global de la energía y en medio de escenarios de crisis internacional, con severos reveses nacionales en el sector, el mandatario se expresó así: “Sabemos que ustedes pueden invertir en cualquier lugar del mundo y para que decidan invertir en México requieren de condiciones competitivas y de plena certeza. Congruente con ello, quiero ser muy claro con ustedes: les confirmo que vamos a mantener el ritmo en las licitaciones de contratos para la extracción de hidrocarburos”. Dicho lo anterior, el presidente de México anunció que la cuarta licitación de la Ronda Uno se llevará a cabo los primeros días de diciembre y corresponderá a yacimientos de exploración localizados en aguas profundas del Golfo de México.
Ante la cúpula energética, Peña Nieto anunció también que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) licitará la primera “gran línea de transmisión eléctrica” durante el segundo trimestre de este año.
Se trata, dijo, de que la energía eólica e hidráulica del Istmo de Tehuantepec fluya y alimente la demanda del centro del país a 600 kilómetros y será la primera línea que se construya en México con tecnología de corriente directa de alto voltaje, con una inversión estimada de mil 200 millones de dólares. También será la primera de inversión privada.
Los anuncios realizados, a decir de Peña Nieto, “dejan claro que la reforma energética avanza con paso firme y decidido”.

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY