Los Peregrinos del Mayflower

0

El Mayflower es el barco en el que el grupo de colonos europeos conocidos como Pere-grinos  hicieron su viaje desde Inglaterra a lo que hoy es Massachusetts en 1620.
La llegada de los peregrinos supuso la fundación de la primera colonia  británica con éxito en lo que hoy es Nueva Inglaterra y la celebración del  primer Thanksgiving o Día de Acción de Gra-cias.
El viaje inicial fue duro pero no tanto como los pri-meros meses en la nueva tierra. Para entender cómo se hizo el viaje es conveniente conocer las características del famosísimo Mayflower.
Era un barco holandés de carga de apenas 100 pies (30.48 metros) de largo y 25 de ancho (7.6 m). Construido alrededor de 1607, ya tenía trece años cuando hizo su primer viaje transoceánico. Hasta entonces se había dedicado básicamente al comercio, principalmente de vino, haciendo la ruta entre Francia e Inglaterra.
En ese espacio tan reducido se acomodaron 102 personas de pasaje más aproximadamente 33 de tripulación. Comida y bebida, muebles, utensilios de labranza, armas defensivas de artillería, para el caso de tener que defenderse de barcos españoles, holandeses o franceses, al menos un cañón e incluso animales domésticos de tamaño pequeño y mediano como ovejas, cabras, gallinas, gallos y perros.
Al hacinamiento contribuyó el hecho de que en un principio el viaje con los peregrinos a bordo se haría en dos barcos, el Mayflower y el Speedwell. Pero tras salir del puerto en dos ocasiones y tener que regresar otras tantas por una supuesta avería en el Speedwell, este último barco se quedó en puerto y todos los peregrinos subieron a bordo del Mayflower. Se cree que los problemas del Speedwell podrían haberse debido al sabotaje de la tripulación, que no veía con buenos ojos enrolarse en semejante viaje.
El barco contaba con tres mástiles y seis velas cuyo movimiento se controlaba con un juego de 55 cuerdas manipuladas por la tripulación a las órdenes de un oficial, quien a su vez seguía las instrucciones del capitán Christopher Jones.
El viaje duró 66 días, saliendo a principios de septiembre de 1620 de Plymouth, Inglaterra y llegando a América en noviembre de ese mismo año a lo que Peregrinos llamaron Plymouth, Nueva Inglaterra  Se encontraron con una tormenta en la mitad del océano y los mareos y los golpes ocasionados por el vaivén del barco fueron los principales problemas con los que se encontraron.
Durante la travesía de poco más de dos meses, en la que sólo tocaron tierra una vez en Corwall para aprovisionarse de más agua, comieron básicamente avena, garbanzos, arroz, fríjoles, puerco y pescado. Todos eran alimentos que podían aguantar sin estropearse. Para beber tenían agua y también vino.
Durante el viaje en el Mayflower fallecieron dos de los pasajeros, mientras que nació uno nuevo: Oceanus. Otras dos mujeres estaban embarazadas cuando realizaron la travesía, pero las dos dieron a luz ya en América, una a un niño muerto y la otra a Peregrine White, el que se cree fue el primer descendiente de ingleses nacido en esa parte de las Américas.
Aunque el grupo fuerte de pasajeros a bordo eran los llamados Peregrinos, que huían de Inglaterra por cuestiones religiosas, lo cierto es que el viaje también lo hicieron sirvientes y campesinos que simplemente viajaban a América al haber sido contratados en Inglaterra para ir a desempeñar su trabajo a lo que se llamaba la colonia de Virginia.
En teoría el destino final del Mayflower era dicha colonia de Virginia, que no necesariamente coincide con el estado que lleva hoy ese nombre. Más bien se dirigían hacia la zona de la desembocadura del río Hudson. Pero la navegación no era en aquella época una ciencia precisa, y el barco vio tierra a la altura de lo que actualmente es Cabo Cod, Mass.  Los fuertes vientos que se encontraron impidieron que el barco pudiera continuar su viaje hacia el sur y allí tuvieron a bien echar ancha y bajar a tierra.
Los retrasos en salir de Inglaterra resultarían fatales ya que la llegada ocurrió en pleno noviembre, con temperaturas muy frías y sin posibilidad de plantar cosechas. Ahí se inició un durísimo in-vierno, donde todos permanecieron a bordo del May-flower, que navegaba cortas distancias a lo largo de la costa buscando alimentos que generalmente obtenían mediante el saqueo de las poblaciones indias, causando gran malestar. Pero no fue suficiente para proteger a los europeos del crudo invierno. En marzo de ese año, cuando por fin desembarcaron, la mitad había fallecido de una mezcla de enfermedades entre las que destacaron la neumonía, la tuberculosis y el escorbuto, este último por falta de alimentos frescos.
Dejando una población diezmada por las enfermedades, el Mayflower puso rumbo de regreso a Inglaterra en la primavera de 1621. Tres años más tarde fue vendido y desarmado en pedazos.
Los sobrevivientes del primer crudo invierno fueron capaces de salir adelante con la ayuda de la población indígena, que les enseñó a cultivar en la nueva tierra. En otoño de 1621, los colonos y los nativos a los que realmente les debían la vida celebraron el primer día de  Acción de Gracias.
Decidieron celebrarlo con una gran cena, incluyendo a los Indios que les habían ayudado a sobrevivir el primer año. Los hombres se fueron a cazar, a conseguir carne para la cena. No se sabe a ciencia cierta si los pavos de la región, fueron parte de la cena, ya que ellos usaban el termino “pavo” para cualquier clase de ave silvestre. Otra clase de alimento que casi siempre tenemos para el Día de Acción de Gracias es el pastel de calabazas. Son muy pocas las posibilidades que ese alimento formara parte del menú de la primera celebración de Acción de Gracias. Las reservas de harina se habían usado, así que no había pan o pasteles de ninguna clase. Había suficiente cantidad de calabazas, por que ellas crecían en el campo y ellos las comían cocidas. Tampoco había leche, sidra, papas o mantequilla. No había vacas para producir leche y la papa recién descubierta, muchos aun creían que era venenosa. La cena incluyó pescado, bayas silvestres, berros, langostas, fruta seca, maíz, almejas, venado y ciruelas. El Día de Acción de Gracias no se celebraba todos los años. Inclusive no fue hasta Junio de 1676 que se celebró otro Día de Acción de Gracias. El Día de Acción de Gracias fue proclamado oficialmente por el presidente Lincoln en 1863, para ser celebrado el ultimo jueves del mes de Noviembre.
En 1941 el Día de Acción de Gracias fue declarado oficialmente, por el Congreso de los Estados Unidos un día festivo, a celebrarse el cuarto jueves del mes de Noviembre. El cultivo del maíz fue muy importante para los Peregrinos y los indígenas. Los Peregrinos no conocían el maíz antes de conocer a los indios. Los indios les dieron a los Peregrinos semillas de maíz y les enseñaron como cultivarlo. Actualmente cultivamos más hectáreas de maíz que cualquier otro grano.

Servicios Editoriales Selectos

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY