LA TERCERA GUERRA MUNDIAL COMENZÓ HACE  DIECISÉIS AÑOS EN ESTADOS UNIDOS     

0

Por Emilio Martínez Paula

Con el cruel, despiadado y brutal ataque a las Torres Gemelas de New York hace 16 años, que  me atrevo a decir que no conmovió al mundo como los ataques, por supuestos muy condenables por su brutalidad, perpetrados en París hace unos años, con la masacre de más de trescientas personas, y los ataques sucesivos en distintas partes del mundo.
Es muy importante que los ataques a las Torres Gemelas un 11 de septiembre de 2001 y en otros puntos vitales de New York,  se tengan presentes, y   en primer lugar se recuerde  la espantosa muerte de más de tres mil seres humanos que murieron aplastados, hechos pedazos, o quemados vivos, entre los escombros de las Torres  Gemelas,  más docenas de soldados muertos en el ataque al pentágono  y no olvidar que otro de los cuatro aviones manejados por los terroristas iba dirigido a la Casa Blanca, aunque se desplomó sobre el  camino y  siempre se ha murmurado que fue derribado por un avión de las fuerzas aéreas de los Estados Unidos.  La lección no se aprendió bien, pero los te-rroristas allí encontraron  técnicas que ahora usan, en particular el grupo ISIS.
Comprobaron que con unos cuantos hombres que se dispongan a morir pueden matar  cientos de personas, que la mayoría no militan en ningún movimiento. Aunque muy sabido debemos recordar que unos cuantos hombres decididos a morir con total indiferencia a las muertes que causaran, vinieron a los Estados Unidos como estudiantes para aprender a manejar  aviones iguales a los usados para el trasporte de pasajeros por las aerolíneas comerciales. Durante largos meses unos 16 complotados aprendieron posiblemente a hablar inglés, luego a conocer el manejo de los aviones más complicados para uso de las aerolíneas comerciales. Inevitablemente aprendieron a estudiar la forma de llevar a cabo su espantosa misión, pues tenían que saber no sólo como manejar el avión sino como apoderarse de la cabina. En definitiva, alrededor de unos 16 hombres ocuparon asientos en la sección de primera clase.  Cuatro hombres en cada una. Una vez cerca de sus objetivos, las To-rres Gemelas y el Pentágono, los terroristas penetraron en la cabina y utilizando sencillas cuchillas mataron a los pilotos y enfilaron los aviones, sobre  precisos puntos que una vez que se incrustaron en las torres en esos puntos, el peso de la mole aplastó lo que quedaba en pie de las torres, A las espantosas muertes que sufrieron los que trabajaban en las Torres, hay que agregar los no menos terribles muertes de los pasajeros de los aviones y sus tripulantes.
Tal vez no estaría de más preguntarnos: que piensan, si es que piensan, estos terroristas de ISIS que intentan  apoderarse del mundo imponiendo el terror.
Los países más poderosos del mundo hasta ahora no han decidido devolver golpe por golpe a los terroristas, aunque Francia ya lo ha prometido.  Y, también una pregunta elemental: cómo es que el mundo civilizado y el mundo por civilizar han contemplado en calma que los grupos terroristas en nombre de una religión, dicen que la musulmana, pongan en una fila a una hilera de hombres, cristianos, de rodillas y den a conocer vídeos donde niñas de  diez o doce años les disparan un tiro en la cabeza, y los matan, a seres que no tienen culpa de nada. Y en algunos casos encierran a un hombre en una jaula lo empapan en gasolina o alcohol y luego lo queman vivo, sin importarles sus espantosos gritos de dolor.
Francia ha dicho que será implacable con los terroristas, suponemos que principalmente con los de ISIS que se han responsabilizado con los crímenes cometidos en París, desde los asesinatos cometidos hace un par de años en la revista parisina, de humor satírico Charlie Hebdo.
El actual presidente francés Emma-nuel Macron ha destacado la necesidad de mejorar la cooperación en Europa contra el terrorismo. “Es necesario aumentar nuestra cooperación en la lucha contra el terrorismo”, aseguró Macron recientemente.
El jefe del Estado afirmó que el te-rrorismo afecta a todos los europeos y recordó que en los atentados de Cataluña también hubo ciudadanos franceses que resultaron heridos.
Macron dijo además que se requiere dar “respuestas inéditas y propias a la lucha contra el terrorismo islamista. Es lo que nuestra sociedad necesita para salir del estado de emergencia permanente”.

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY