LA CUBA EN LA ERA DE MACHADO

0

Por Emilio Martínez Paula

Aún recuerdo el día que tres expertos, así le decían a los policías secretos  en eso días,  llegaron a mi casa y arrestaron a mi padre, al tiempo que registraban la casa y se apoderaron de un revolver calibre 35 que mi padre tenía en algún lugar. Los policías al notar a mi madre algo nerviosa, el que parecía jefe le dijo: señora no se preocupe a su esposo no le va a pasar nada, hay orden de arresto en su contra porque escribe contra el gobierno y ataca al señor presidente Gerardo Machado en sus artículos en el periódico. Machado había propuesto que como no había dinero para celebrar las elecciones, se declarara que todos los cargos elegibles, es decir senadores, representantes y todo cargo que se sometía a elecciones se quedaba sin  su puesto, claro incluyendo especialmente el de presidente, lo que motivó una protesta general de la mayoría del pueblo.
Los tres policías se llevaron a mi padre preso y fue condenado a un año de cárcel sin recibir visita. A mi padre al final lo  pudimos ver gracias a que un amigo mío de la escuela, yo tenía diez años de edad, y al amigo mío le contó su mamá  lo que me pasaba y esta le dio una cartica para el jefe del Castillo del Príncipe donde mi padre estaba preso. Mi madre y yo nos apersonamos en el lugar, le entregamos la carta a un ayudante del jefe de castillo, y este nos dio una hora para ver a mi padre. Mi padre nos dio muchos ánimos para que no nos preocupáramos por él. Al fin al año volvió a casa.
A los pocos días de haberse llevado detenido a mi padre, los expertos recibieron un aviso donde le informaban que en una casa de la calle Revi-llagigedo habían hombres armados. Los expertos dicen que eran siete u ocho, llegaron al lugar y registraron la casa y no encontraron nada. Y estaban a punto de irse, cuando el teléfono  comenzó a sonar. Atendieron la llamada y se produjo una explosión extraordinaria, parte de la casa se de-rrumbó. Entre los cinco muertos estaba el jefe de los expertos que habían arrestado a mi padre.
Muchas cosas ocurrieron en la lucha contra Machado. Por ejemplo en un momento dado, en el Parque Central de La Habana,  un grupo de unas diez estudiantes universitarias levantaron cartelones con consignas contra el presidente Machado, cuando un grupo como de treinta  mujeres o más llegaron en un autobús y agredieron a las universitarias, a algunas les quitaron el vestido, las dejaron desnudas. A estas mujeres le llamaban porristas, pues abusaban de su poder, mantenidas por el régimen de Machado. Pasaron unas semanas cuando volvieron las aparentemente muchachas universitarias, al poco rato de estar en el Parque Central llegaron las porristas, unas veinte y se dispusieron a atacar a las estudiantes, pero sucedió  todo distinto,  de diferentes lugares del Parque Central salieron jóvenes vestidos como muchachas que les dieron una golpiza a las po-rristas y hasta a algunas las dejaron desnudas en la calle.
Claro que los jóvenes estudiantes eran atletas de la universidad de La Habana, que se alejaron del lugar, antes de que llegaran más po-rristas, que esta vez pudieran ser hombres.
No queremos terminar este artículo sin recordar que Machado fue un presidente que en sus primeros cuatro años construyó la carretera central, que iba desde una punta a la otra de la isla, el Capitolio, con la estatua más alta bajo techo, representaba la República, con la cara de una cubana reina de belleza y el cuerpo de una bailarina famosa.

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY