Cirujanos de El Paso, Texas, Crean una Oreja en un Brazo

0

Shamika Burrage sobrevivió a un casi fatal accidente de tráfi-co hace dos años que se saldó con la pérdida de algo muy importante: su oreja izquierda.
Ahora, gracias a un proce-dimiento nuevo llevado a cabo por el centro médico de la Armada en Texas, Estados Unidos, Burrage está recuperando esa oreja de vuelta de la forma más extraña.
Cirujanos plásticos cosecharon cartílagos de una costilla de Burrage para crear una nueva oreja y después la hicieron crecer bajo la piel de su antebrazo. Luego los doctores del centro médico de la Armada William Beamont en El Paso transplantaron exitosamente la oreja de su brazo a la cabeza de la mujer.
La técnica, llevada a cabo por primera vez en la Armada, es llamada sobreposición libre prelaminada de antebrazo, dijo el teniente coronel Owen Johnson III, jefe de cirugía plástica y reconstructiva del centro médico William Beaumont.
La reconstrucción de este órgano es un procedimiento raro y se logró gracias a que los doctores ‘cosecharon’ el cartílago de la soldado, formaron una nueva oreja y la insertaron en el brazo para permitir que ésta creciera.
Ella tenía sólo 19 años cuando ocurrió el accidente, su primera opción para recuperar su oreja era mediante una prótesis, pero ella quería un oído real.
Al inicio del proceso, Shamika Burrage tenía miedo, sin embargo, confió en el cirujano que la atendió y le recomendó la ‘cosecha’ de cartílago, el Dr. Lt. Col Owen Johnson III, quién también le ayudó a armarse de valor y llevar a cabo el procedimiento.
Juntos, él y Burrage eligieron un procedimiento que no solo le daría un nuevo uso, sino que cubriría algunas cicatrices a un lado de su rostro.
El encargado de la cirugía plástica fue el Dr. Johnson, jefe de cirugía plástica y reconstructiva en el William Beaumont Army Medical Center en El Paso, Texas, y así fue el procedimiento: El Dr. Johnson primero cosechó cartílago de sus costillas. Luego, el cartílago se convirtió en una oreja, lo que se convirtió en el primer logro de este tipo en el ejército.
Mientras tanto, el equipo de cirugía plástica expandió un segmento de piel en el antebrazo de Burrage para hacer espacio e insertar el cartílago.
Cuando se había hecho suficiente espacio, la oreja recién moldeada se colocaba quirúrgicamente debajo de la piel del antebrazo.
El cuerpo, reconociendo su propio tejido, estimuló el crecimiento de nuevos vasos sanguíneos e incluso un nervio en el oído incipiente.
El proceso ha llevado más de un año, pero Burrage ahora solo tiene que esperar dos cirugías más para tener su oreja nueva.

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY